Estrellaron lujoso auto para comprobar la resistencia de su chasis

0

Para obtener la licencia que le permita circular en las calles del mundo, el fabricante de automóviles croata Rimac Automobili debió someter a su modelo C_Two a una serie de pruebas de choque como lo haría con cualquier auto.

A un precio de 2.1 millones se trata de un ejercicio extremadamente costoso y que, de acuerdo al portal Mashable que entrevistó a Mate Rimac, CEO de la mencionada automotriz, puede llegar a costar incluso mucho más si se utiliza un prototipo.

Para compañías como Volkswagen o Toyota, es cosa de todos los días pero para un pequeño fabricante de autos como Rimac Automobili resulta un enorme esfuerzo por lo que no escatimaron en gastos para hacerlo bien, tanto en el simulador como en la prueba de campo.



Leave A Reply

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.